¿Quieres acceder a formaciones de pago? Te contamos cómo

No nos cansamos de repetir lo importante que es la formación para aumentar las posibilidades de conseguir el empleo que buscamos. En un sector como el Empleo Tecnológico es esencial mantenerse al día en cuanto a las últimas tecnologías, metodologías de trabajo y mejores prácticas. Y una buena formación complementada con la experiencia es la mejor manera de mantener un perfil actualizado y que resulte interesante para las Empresas.

Existen muchas posibilidades de formación, desde la autoformación hasta las infinitas opciones de formación gratuita que nos ofrece el mercado. Pero en muchas ocasiones estas opciones formativas gratuitas pueden no ser suficientes, o no aportar un reconocimiento externo que nos pueda apoyar para demostrar que esa formación nos haya aportado los conocimientos necesarios.

No debemos descartar las formaciones de pago, porque formarse puede representar la mejor inversión que realicemos. No por ser de pago son necesariamente mejores, y hay que ser muy selectivo a la hora de elegirlo.

Pero es muy posible que no dispongamos de la liquidez necesaria para poder pagar esa formación. Solicitar un microcrédito o un préstamo es una opción que nos permite el acceso a esa formación, y puede ser especialmente necesario en el caso de optar por formaciones de alto nivel como másters o certificaciones, que pueden requerir un desembolso económico importante.

Normalmente las entidades de crédito requieren garantías a la hora de conceder un préstamo, que les demuestren que se podrá devolver la cantidad solicitada. Y una de las garantías más valoradas es una nómina. Pero en el caso que nos ocupa, es posible que tengamos que formarnos cuando tenemos tiempo para ello, y ese momento puede ser entre trabajos.

Pero claro, cuando estamos sin trabajo no tenemos nómina que aportar; ¿qué garantía podemos aportar a la hora de solicitar ese crédito?

Nuestros amigos de creditocajero.es, especializados en la concesión de microcréditos, nos han contado una opción que puede resultar interesante en esta circunstancia; pedir un préstamo en paro.

En su caso, los trámites de solicitud no pueden ser más simples (y completamente online, que es una gran ventaja para poder sacar partido a nuestro tiempo):

  • Registro online
  • Confirmación de correo electrónico
  • Cumplimentación del formulario, y espera de unos 10 minutos hasta recibir el dinero en la cuenta.

La única diferencia a la hora de la solicitud es elegir en la casilla “Situación laboral” del apartado “Tus datos”, donde se indican los datos personales de solicitante, la respuesta “Desempleado” en el menú desplegable. Posteriormente se debe especificar desde qué mes y desde qué año se está en esta situación de desempleo. Y finalmente, en la siguiente casilla (“Ingresos mensuales netos”) se debe informar sobre cuál es la cuantía de la prestación por desempleo que el solicitante recibe cada mes.

Es posible que creditocajero.es nos solicite que adjuntemos alguna documentación con la que podamos acreditar la situación de estar percibiendo la prestación por desempleo, documentación que podremos aportar también online.

Como hemos visto, estar en situación de desempleo no supone obstáculo alguno para poder acceder a la formación que nos pueda ayudar a mejorar nuestra situación laboral.

 

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someoneShare on Google+